Liderazgo de Verónika se ha fortalecido

Publicado por Frente Amplio Perú a las 16:47

Pedro Francke evalúa la campaña electoral y señala que Mendoza se puso a la cabeza del movimiento antifujimorista; en cambio, PPK se demoró y dudó.

 Uno de los voceros más importantes del Frente Amplio, Pedro Francke, evalúa la participación de la lideresa Verónika Mendoza en la segunda vuelta y adelanta algunos puntos claves del rol que cumplirá la izquierda ante el nuevo gobierno.
Critica a Gregorio Santos por no ponerse de manera clara la camiseta del antifujimorismo y dice que el Perú, al no elegir a Keiko Fujimori, se ha librado del narcoestado, la corrupción y la impunidad.

—¿Cómo toma usted la derrota ajustada de Keiko Fujimori?
—Bueno, yo creo que el pueblo peruano ha rechazado una propuesta que era muy peligrosa para el país. El fujimorismo era una propuesta con vínculos con el narcotráfico, claramente autoritaria, con mucha corrupción de por medio. Además con maniobras como las de José Chlimper que mostró, con el asunto de adulterar un audio para salvar a Joaquín Ramírez y Keiko Fujimori, que los actos montesinistas no eran del pasado.


—¿Qué puede decir del partido Peruanos por el Kambio, al que no le fue fácil ganar?
—Hay que dejar en claro que fue el país el que ha rechazado al fujimorismo. Ahora bien, lo que puedo decir también es que nosotros, los del Frente Amplio, hemos dicho desde que acabó la primera vuelta que seremos una oposición vigilante y fiscalizadora del nuevo gobierno y eso es lo que vamos a hacer con el gobierno de PPK.


—Pero ustedes le ayudaron a ganar…
—Claro porque nuestro interés principal es el Perú. Con PPK tenemos grandes diferencias con las propuestas económicas y otras, pero dentro de la democracia. Hemos logrado evitar la elección de Keiko, que hubiera sido muy peligrosa para el país.


—Carlos Bruce acaba de decir que el plan de gobierno del Frente Amplio al menos en los temas de la lucha anticorrupción es incluso superior al plan de PPK. ¿Acaso no pueden tener ustedes un acercamiento con la bancada de Kuczynski, por ejemplo, en la labor parlamentaria ya que el fujimorismo tiene 73 congresistas? 
 
—Nosotros desde el arranque vamos a ser oposición; pero en la labor parlamentaria, con distribución de comisiones y el debate de los proyectos de ley, podemos ver qué pasa porque PPK ha recogido, por ejemplo, la propuesta del Frente Amplio de la muerte civil de los funcionarios sentenciados por delitos de corrupción y la no prescripción de los delitos por corrupción. Ojalá podamos conseguir que estas leyes salgan adelante. Nosotros avanzaremos en defender nuestras propuestas programáticas y si hay alguna coincidencia esta será bienvenida.


—Si PPK convocara a un alto dirigente del Frente Amplio para que sea ministro, su organización tendría algún problema…
—Lo que pasa es que nosotros hemos definido que seremos oposición; por lo tanto, si somos oposición no podemos ser gobierno. No tendría cabida una participación dentro del gobierno.


EL CULPABLE
—¿Cómo se explica usted el avance del fujimorismo?
—Yo creo que el avance es por culpa de la traición electoral de Ollanta Humala. Él proponía la gran transformación y luego de ganarle a Keiko Fujimori lo que hizo fue incumplir sus promesas y eso ha hecho que mucha gente vea en Keiko una posibilidad. Humala aplicó el programa neoliberal, creyó que con algunos programas sociales se pueden resolver los problemas profundos del país. Todo el tiempo de esa mala gestión, Keiko se ha mantenido como lideresa de la oposición y por eso ha conseguido la fuerza que vemos ahora. Sin embargo, la mayoría de peruanos tiene memoria y se ha dado cuenta del peligro que significa.


—Después de esta derrota, ¿cómo cree que sea la evolución del fujimorismo?
—Sin duda, ha llamado mucho la atención el hecho que Kenji Fujimori no haya votado en la segunda vuelta por su hermana. Este hecho da la impresión de que Kenji ya está en campaña con miras al 2021. Creo que esta derrota abre en el fujimorismo una serie de posibilidades y lo que podemos ver por ahora es una especie de enfrentamiento entre hermanos que hace recordar el conflicto entre “keikistas” y “albertistas”.


—¿Cree usted que habrá algunas renuncias de los congresistas al fujimorismo?
—Es una posibilidad porque es muy probable que varios congresistas electos piensen separarse del fujimorismo luego de la derrota. Tal vez, la separación sea porque no creían que el fujimorismo era tan conflictivo y cargara con una serie de acusaciones graves. Si alguien ve que Chlimper manipula audios, ve que a Joaquín Ramírez lo vinculan con el narcotráfico, entonces puede decir: qué hago aquí; y es posible que quiera tomar distancia. Si ocurriera sería saludable, bastante sano, entendible.


FRENTE AMPLIO Reorganización para afrontar el desafío del 2018
—¿Cómo se está preparando el Frente Amplio con miras a las elecciones del 2018?
—Recién estamos saliendo de la campaña de la segunda vuelta que nosotros nos la hemos tomado en serio. Verónika Mendoza y el Frente Amplio en su conjunto han jugado un papel muy importante, tal como lo reconocen varios sectores. Estamos en plan de reorganizarnos para ver con calma el tema del 2018.


—¿Qué le pareció la actuación de Verónika Mendoza entre la primera y la segunda vuelta?
—Yo creo que su liderazgo se ha fortalecido. Es claro que fue muy importante su intervención en esta segunda vuelta, poniéndose en la cabeza del movimiento antifujimorista incluso de manera más contundente que PPK. El candidato PPK dudó y demoró para ponerse delante del movimiento antifujimorista; en cambio, Verónika estuvo activando desde el inicio.


ADEMÁS
—¿Cómo evalúa la posición de Gregorio Santos en la segunda vuelta?
—Yo creo que el Movimiento de Afirmación Social, el MAS, hizo bastante bien en llamar a los ciudadanos a rechazar la candidatura de Keiko Fujimori. Bueno, todo estaba bien, hasta que Gregorio Santos llamó a viciar el voto. Yo creo que él se equivocó de manera rotunda porque en la práctica estaba jugando a favor de Keiko Fujimori. Además, no ha tenido éxito su llamado a viciar el voto. Es un error de Santos no darse cuenta que por más que en ciertas cosas PPK y Keiko se parecen, la fujimorista era el peligro mayor para el país. Hay que lamentar que Santos no se haya sumado a la lucha contra el fujimorismo.


Fuente: Diario Uno